viernes, 10 de enero de 2014

Privilegios del tradicionalista, acorde al Barón de Münchhausen



Como es de muchos conocido, el Barón de Münchhausen también se dedica a hacer poemas. Pero como todo en él suele ser tan trucho, resulta que en verdad su última producción es una copia, en este caso del poeta peruano virreinal Juan del Valle y Caviedes (1645 - 1697). Quería escribir un poema donde se reflejase lo horribles que son los tradicionalistas, sus más recientes y últimamente únicas víctimas (pues con judíos, por ejemplo, no se mete en público, por algo será...). Hizo un brainstorm y descubrió que en todas las cosas eran malos y en todos los sentidos, también. Aun si éstos se contraponían. Googleó y wikipedió -único arte que domina en algo, por lo menos mejor que hace ocho años - y encontró unos versos del "poeta de la Ribera" y los "volteó" inmediatamente, cambiándoles solo un par de palabras. En vano trataron sus adolescentes colaboradores -a los que denomina con mucho cariño minions- de hacerle ver que el poema era una sátira, que mediante recursos literarios, pretendía producir el sentido contrario. Pero Münchhausen no comprende de sutilezas. A ese peculiar rasgo suyo, que despertó la curiosidad científica de estudiosos como Buffon y Linneo, él le llama "ser duro", pero Linneo sostiene que no es más que un atavismo simiesco. En fin: es materia opinable

Al fin y al cabo, es el rey de lo contraproducente:

Privilegios del Tradicionalista
Denuncia contra Gusanos Satánicos
Por. D. Barón de Münchhausen



El tradicionalista: Es tonto, si calla;
y si habla: Un majadero
si sabe, es hablador
y si es afable: Un embustero,

si es cortés: Entrometido
y cuando no sufre: Soberbio
cobarde, cuando es humilde
y loco cuando es resuelto.

Si es valiente: Temerario
y presumido si es discreto.
Adulador si obedece
y si se excusa: Grosero.

Si pretende es atrevido;
si merece es sin aprecio
su nobleza es nada vista
y su gala: Sin aseo;

si trabaja codicioso
y por el contrario extremo
un perdido si descansa...
¡Miren si son privilegios!


(Nota bene: El Barón de Münchhausen es un personaje de ficción creado por una mente enferma. No tiene ninguna relación con ningún personaje real vivo o difunto)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada